top of page
  • Foto del escritorJC Igartua

RAÚL ESTRADA: ¿PIPIOLO, GANSITO, PIPUCHO O NOVATO?

Actualizado: 26 dic 2023



Cuando pensé en relatar la historia de uno de los mejores porteros en la historia de nuestro fútbol y considerado por la Federación Internacional de Historia y Estadística de Fútbol como el sexto mejor portero de la CONCACAF del Siglo XX, la primera tarea que me puse, fue descubrir por qué Raúl Estrada Anzaldo recibió el apodo de “Pipiolo”.

La verdad siempre pensé que se lo habían atribuido en un pastelito muy famoso que produjo Marinela y que la peleaba en el gusto de niños y jóvenes con el Pipucho y posteriormente con el Gansito durante los sesentas, pero la realidad es que yo estaba en un gran error puesto que la empresa Marinela inicio operaciones en 1957.

Después de mi investigación, considero que su apodo viene del origen italiano de la palabra “Pipiolo” que es pipiolus, diminutivo de pipio (polluelo de paloma, pichón) pero que también se usa como sinónimo de novato, por lo que intuyo (que no me consta) le pusieron este mote cuando bastante joven inicio su carrera en el fútbol.

Nacido en Guadalajara, Jalisco, en el año de 1910, a los veinte años inicio su carrera con el Atlas de Guadalajara donde se mantuvo hasta 1933 y empezó a mostrar la clase de portero que a la postre seria.

Al término de la Temporada 1933-34 Ernesto Pauler, el famoso “Botero del Volga” dejo la portería del Necaxa para convertirse en el Director Técnico y entonces los directivos necaxistas contrataron a Raúl Estrada.

El Pipiolo de inmediato se hizo de la titularidad de la portería necaxista. Se presentaba casi siempre completamente de blanco, bien parecido, las damas que asistían al estadio enloquecían en cuanto lo veían aparecer. Era un auténtico artista en la portería al grado de haber recibido algunos goles por componer la figura en aras de llamar la atención de las damas lo que generaba las burlas de los aficionados. Pero cuando salvaba su meta con atajadas extraordinarias la afición rugía y terminaba sacándolo a hombros como si fuera un torero triunfador.

En la Temporada 1934-35 que fue la de su presentación y en la se acrecentó y se volvió leyenda el mote de “Los Once Hermanos” con el que se calificaba al Necaxa porque jugaban tan bien y bonito como si fueran una autentica familia, el equipo electricista se corono Campeón de Liga, Campeón de Copa y por ende Campeonísimo.

Además de esto en el mismo 1935 el Necaxa reforzado con tres jugadores se “disfrazo” de Selección Nacional de México y gano invicto la Tercera Edición de los Juegos Centroamericanos y del Caribe que se celebraron en El Salvador.

Y para cerrar un 1935 histórico este mismo equipo, pero ahora investido como Selección del Distrito Federal, gano el Campeonato Nacional Amateur.

Para la Temporada 1935-36 Ernesto Pauler empezó a renovar el equipo con algunos jóvenes jugadores destacando entre ellos Horacio Casarín y como producto de esta renovación Necaxa obtuvo el Bicampeonato ganando los Campeonatos de Liga 1936-37 y 1937-38 en la que sería la ultima actuación de Raúl “Pipiolo” Estrada como arquero necaxista ya que fue contratado por los Prietitos del Atlante, donde permaneció de 1939 a 1943 en que se retiro.

Sobra decir que durante casi toda su carrera fue también arquero de la Selección Nacional de México.

El 12 de febrero de 2007 a los 96 años el “Pipiolo” empezó a defender la portería de la eternidad.

274 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page